Contenido no disponible en Español

Ciencias de la Salud / Historias /

María Patricia Acosta

Fui estudiante de la preparatoria en la UDEM y en uno de los eventos de promoción de programas de carrera conocí la ingeniería biomédica; a partir de ahí me decidí a estudiar esta carrera.

Durante el transcurso de los semestres, aproveché que la distancia de mi casa a la Universidad me hacía quedarme prácticamente todo el día en el campus y abarqué una que otra materia cocurricular de deportes y baile. Sin embargo, me desarrollé un poco más en la parte de liderazgo; fui parte de la Sociedad de Alumnos de Ingeniería Biomédica (2008-2009) y de la Federación de Estudiantes de la Universidad (2009-2010). Estas experiencias me permitieron conocer muchas personas, tanto profesores como estudiantes, de diferentes carreras y muy diversas personalidades.

Aunque no ha pasado mucho tiempo, recuerdo esos tiempos con mucha alegría y aunque la carrera (como cualquier otra) ameritaba un alto grado de compromiso y dedicación, me divertí muchísimo. En el ámbito académico, ya al final del programa, la Universidad me permitió hacer prácticas y mi proyecto de PEF en el Hospital Christus Muguerza, donde actualmente me desempeño como gerente de Ingeniería Biomédica de los Hospitales y Centros de Medicina Ambulatoria en México, un trabajo que me apasiona enormemente y donde puedo ejercer la gestión del equipo médico en beneficio de la atención segura y de calidad para nuestros pacientes.